Una excelente primera parte desde Barcelona con cuatro goles (dos de Ansu Fati, uno de Leo Messi pena y otra Pau Torres en propia meta) sentenció el partido ante el Villarreal en el estreno liguero del equipo Ronald Koeman.

Ansu Fati con dos goles (min. 15 y 19) y un penalti forzado fue el gran protagonista de una primera parte en la que el Barcelona dejó una imagen muy positiva, con una intensidad y mucha presión muy superiores a las mostradas la temporada anterior.

Un gol en propia puerta de Pau Torres (min. 45) remató el primer tiempo para los locales y dejó prácticamente intrascendente el resto del partido, en el que la intensidad bajó notablemente.


.



Fuente

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí