En una Navidad sin grandes mesas, ni brindis, ni abrazos, el clásico mensaje de la lotería cobra este año un sentido más particular si cabe: «Compartir como siempre, comunicar como nunca», dice la nueva campaña, que ahora apela a las conmuevas en los medios. Y aunque el covid fuerce a dejar huecos vacíos en el salón de sorteos, y si bien no pueda haber besos ni achuchones entre los premiados, y aunque el cava no deba rodar de mano en mano, el Sorteo Increíble de Navidad no fallará el 22 de diciembre y además aportará esa ilusión tan necesaria en un año aciago. Una ilusión que de hecho puede cuantificarse: 2.408 millones de euros en premios.

No obstante, por primera vez en varios años, la Sociedad Estatal de Loterías y Apuestas del Estado (SELAE) ha reducido la consignación, esto es, la cantidad de lotería que envía a las administraciones cacereñas. Calcula que cada habitante de la provincia se jugará una media de 71,77 euros en el Sorteo Increíble de Navidad, bajo los 72,7 euros consignados el año pasado. Es cierto que la ventas reales al final acostumbran quedarse más bajas (68,2 euros en 2019), pero asimismo es verdad que la previsión se ejecuta por norma general al alza. 

Sin bares…

En verdad, de cumplirse esa consignación de 71,7 euros, las gestiones de lotería se darían por muy satisfechas. Porque el año no pinta bien. Con la hostelería a medio gas, las peñas esparcidas y varios colectivos en cuarentena, hay despachos de lotería que pierden de entrada la mitad de las ventas previstas para el 22 de diciembre, según comentan algunos titulares a este períodico. La demanda por ventanilla también ha perdido un poco de fuerza por la situación económica, y las ventas a turistas brillan por su sepa. Los profesionales consultados calculan unas pérdidas del 30% respecto a otros años.

Una lástima, porque Cáceres ahora se estaba recobrando de la anterior crisis, que hizo tocar suelo a la Lotería de Navidad en 2013, cuando la provincia ‘solo’ apostó 22 millones de euros al sorteo extraordinario. Ahora en 2014 empezó la remontada, con 23 millones, hasta los 27 vendidos en 2019.

La propia SELAE calcula a la baja las previsiones del año vigente para el grupo del país. Cada español invertirá 65,6 euros en el sorteo, una cifra también inferior a los 68,4 del año pasado. Por cierto que Cáceres supera en 6 euros el gasto per cápita nacional en lotería de Navidad. Lleva años haciéndolo. De las 52 provincias y capitales autónomas, Cáceres ocupa el puesto 23º en el top que mide el desembolso para el 22 de diciembre. En concreto, supera a todas las provincias andaluzas y la media de Cataluña, Galicia, Murcia, Navarra, Baleares y Canarias.

Por otro lado, no ha sido principalmente agraciada en el sorteo porque la cantidad que juega no le favorece.  Por servirnos de un ejemplo, de cumplirse las mejores previsiones, los cacereños comprarían este año 141.450 billetes, o lo que es lo mismo, 1,4 millones de decimos que equivaldrían a 28,2 millones de euros. Visto de este modo, se trata de un número desorbitada, pero el total de España se juega 3.087 millones de euros delegados en 15,4 millones de billetes. Son cantidades mareantes.

Cinco visitas del Gordo

Por ello, al Gordito le cuesta visitar Cáceres. Lo ha hecho en cinco ocasiones hasta el momento, mas jamás de forma contundente. La primera oportunidad ocurrió en el año 1986, cuando el primer premio del Sorteo Extraordinario de Navidad aterrizó en Coria y Plasencia, donde se repartieron dos series del número 3.772 y cada una dejó 250 millones de pesetas. En 2010, la administración nº 9 de Cáceres distribuyó 3,6 millones de euros en diez mencionamos. Un par de años más tarde, la ciudad cacereña de El Gordo fue agasajada con 1,2 millones del primer premio. En 2014 volvió a viajar a Coria con 4 millones de euros. Ahora en 2018, el Gordo de Navidad dejó 2,1 millones en la provincia, donde se vendieron 4 décimos del número 3.347 en el estanco de la plaza de Colón de la capital cacereña, en la Administración nº1 de Trujillo, y en una papelería de la avenida de la Constitución de Desposar de Cáceres.

En definitiva, hay que proseguir intentándolo. Las cifras del sorteo del 22 de diciembre vuelven a ser apetecibles. Están disponibles un total de 172 millones de décimos que van a repartir 2.408 millones de euros en premios. Mas hay un número fundamentalmente alentadora: en suma se repartirán 26, 3 millones de premios, o sea, más de la mitad de los españoles saldrían afortunados si la lotería fuese una ciencia exacta. Pero nada más lejos de la verdad. En el final hay que probar y este año, más que nunca, todo es cuestión de suerte.

Novedades similares





Fuente