Un total de 1.593 empresas de las 10.957 que se acogieron a un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) a consecuencia de la situación derivada del coronavirus no han salido aún de esta situación, y de los 47.161 trabajadores afectados, 38.481 ya se han incorporado a su puesto, el 81,6 por ciento.

Estos datos, a fecha 9 de septiembre, han sido aportados este lunes por la directora general de Empresa de la Junta, Ana María Vega en la comisión de Economía, Ciencia y Agenda Digital de la Asamblea de Extremadura, a preguntas del diputado del PP Hipólito Pacheco, sobre la evolución de los sectores empresariales de la región seis meses después de decretarse el estado de alarma.

Para el diputado del PP, se trataba de saber «si más allá de las grandilocuentes declaraciones» del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y del de la Junta, Guillermo Fernández Vara, se ha hecho algo, una cuestión que los diferentes indicadores económicos demuestran que no.

A su juicio, la realidad es que en agosto había en Extremadura 32.063 empresas de alta registradas, 1.358 menos que hace un año, y 8.686 trabajadores menos, con sectores como el del turismo, que entre enero y julio han tenido un 60 por ciento de viajeros menos y un 59 por ciento menos de pernoctaciones.

También ha citado el descenso del 13 por ciento en las exportaciones, del 9 por ciento en las ventas del comercio minorista y del 2,7 por ciento en el empleo en este sector, además de un «hundimiento histórico» de la obra pública, mientras que la Junta «está de brazos cruzados».

Sin embargo, la directora general de Empresa le ha recriminado que de nuevo el PP «vuelva a la demagogia», una postura que no ayuda a los empresarios «que no lo están pasando bien», y le ha asegurado que la Junta es consciente de que «los datos son tremendos» y la situación difícil, pero con un comportamiento mejor que a nivel nacional.

Así, ha recordado que se espera que el impacto en la economía extremeña en el segundo trimestre sea del 12,5 por ciento y de un 15,2 en interanual, y ha insistido que se está en fase de recuperación gracias a las medidas adoptadas.

Además, ha destacado que se observa una subida del índice de confianza empresarial, y ha agregado que el Gobierno regional no solo está trabajando en medidas a corto plazo sino por un nuevo modelo económico.

En esta comisión, el portavoz adjunto del Grupo Parlamentario Ciudadanos, David Salazar, ha criticado la poca inversión en I+D+i que ha recibido Extremadura por parte de la Unión Europea y su programa Horizonte 20/20 en el periodo 2014-2019.

Según ha explicado la formación naranja, la inversión destinada a la CCAA en dicho periodo ha sido del 0,1% del total, lo que son datos «muy malos», además de que pese a que en España sí aumento esa obtención de fondos y Extremadura la ha visto disminuida.

En este, Salazar ha incidido en que los datos referidos al I+D+i en Extremadura son muy malos en empresa y en universidad, por lo que entiende que «la Junta tiene que hacer una gran reforma de la Universidad de Extremadura porque ahora mismo no es soporte para las empresas en I+D+i». 

Noticias relacionadas

.



Fuente

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí