Los Ángeles Malos de Talaván viajan temporalmente a Cáceres. Las misteriosas pinturas con forma de figuras aladas con aspecto desafiante que se encuentran en la ermita del Santo Cristo en la localidad cacereña protagonizarán la exposición que inaugura la sala Pintores 10 este mes. La muestra está organizada por la asociación Talaván historia viva, un colectivo que trabaja para conservar las pinturas y la ermita, que está en suma estado de abandono, y lleva por título ‘Réprobos’. Estaba sosprechado que la muestra llegara a la localidad antes pero las circunstancias de la pandemia obligaron a aplazar la fecha y al final el 17 de diciembre inaugurará en las instalaciones de diputación en la capital cacereña. La exhibe se podrá ver durante un mes y la entrada será gratuita –el uso de la mascarilla es obligatorio–.

Según hace público a este diario la organización, la exhibe está comisariada por Ángel Álvarez de Sotomayor y van a ser una treintena de artistas de distintas disciplinas entre aquéllas que se encuentra la fotografía, la pintura, escultura y porcelana los que inspirados en los seres alados harán su particular reinterpretación de los ángeles para respaldar la causa que defiende la asociación: evitar el derrumbe del inmueble y salvar unas pinturas que por su singularidad han inspirado toda clase de leyendas y sobre los que hay varias corrientes sobre su origen. Su descubrimiento hace una década llamó la atención de investigadores y de programas de secreto como el de Iker Jiménez. Fue precisamente su aparición en televisión la que arrancó una movilización para asegurar su conservación. Tras años de reclamaciones, la Comisión Provincial de Patrimonio dio el ‘ok’ este año a eso que supondrá el primer avance para su restauración.






Fuente