La Central Sindical Independiente y de Gobernantes (CSIF) ha denunciado frente a la Inspección Provincial de Trabajo de Badajoz a la Junta por imponer a los trabajadores de los centros residenciales de su competencia una jornada laboral de 12 horas.

CSIF fundamenta su denuncia en que la Secretaría General de la Consejería de Sanidad y Servicios sociales incumple el convenio colectivo para el plantel laboral, al entablar turnos de trabajo de 12 horas porque vulnera el número máximo de horas que tienen la posibilidad de efectuar los trabajadores en una jornada. Una imposición que ha incrementado considerablemente la carga laboral que aguantan los trabajadores al doblar sin reposo sus turnos.

Esta irregularidad, apuntan, se está produciendo ya hace numerosas semanas en el CAMP Las Cruces de Don Benito, y esta semana se ha impuesto a los trabajadores del Centro Residencial Felipe Trigo de Villanueva, que están aguantando turnos rotatorios de 12 horas.

CSIF está convencido de que el lugar de estos turnos está animado para evitar contratar a más personal para poder atender de forma conveniente a los habitantes de estos centros. El sindicato alerta que con estos turnos será irrealizable contemplar esos puestos, cuando haya bajas.






Fuente