El Hogar del Pensionista de Cerro de Reyes, con domicilio en la calle Vicente Paúl 18 de este barrio, denuncia el estado de «abandono, suciedad, malos olores y otros peligros» que los rodea y esto afecta habitualmente a los usuarios del centro.

Si bien es cierto que la afluencia de afiliados es mucho menor ahora porque los ancianos que normalmente acudían a estas instalaciones «tienen miedo de ir por la pandemia del coronavirus y hay muchos menos», la secuela es esta Los usuarios de tareas que lo usan continúan sufriendo. Así lo dijo a este diario Antonio Ramírez, presidente de la Cámara.

Ramírez denuncia que ceder esta parte del barrio afecta a quienes se dirigen al centro, en gran parte por la existencia de una casa frente a sus instalaciones que se encuentra “en ruinas, pendiente de demolición pero aún no terminada y que es un verdadero nido de ratas ».

Este edificio también es «un peligro real» ya que «un muro se derrumbó hace un año» en un área cercana a la sala que anteriormente se usaba como campo de juego de petanca, un campo de juego que también es un riesgo para las personas en del medio ambiente porque «está completamente infestado de malezas y todo tipo de insectos y también puede quemarse fácilmente», dijo.

Ramírez también destaca que sufren los malos olores provocados por la suciedad y los contenedores en frente de la casa de los que se quejan habitualmente los usuarios del centro. Por ello, exige «que se derribe el edificio, que se limpie y despeje toda la zona, que se limpien los contenedores y que se fumigue para matar ratas y otros seres vivos».

El Hogar del Pensionista de Cerro de Reyes tiene más de 400 miembros. Está abierto todos los días de 9:00 a.m. a 3:00 p.m. y de 6:00 p.m. a 2:00 p.m. y actualmente está limitando sus actividades como medida de protección para evitar contagios. «Ya no se puede jugar. Dominó, naipes o clases de gimnasia se ofrecen tres días a la semana». Solo abrirá el servicio de bar, al que puede entrar cualquiera y que ahora está cerrado por unos días por vacaciones ”, dijo Ramírez.

Según el presidente de la Cámara, informaron en varias ocasiones de esta situación al Ayuntamiento, «hemos dado cuatro o cinco avisos» pero «hasta la fecha no se ha tomado ninguna acción para solucionar el problema».

Cuando preguntó al equipo de gobierno sobre las quejas del centro para personas mayores, dijo de la casa que era «una de las llanuras aluviales que ya es propiedad del ayuntamiento y el proyecto de demolición está pendiente» mientras espera una respuesta sobre la limpieza de la zona. del consejo de distrito.


.



Fuente

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí