El Consorcio del Gran Teatro se embarca por primera vez en la coproducción teatral con cuatro espectáculos que llegarán al público en la próxima edición del Festival de Teatro Clásico de Cáceres. Estos cuatro proyectos recibirán sus primeras ayudas a la producción para compañías extremeñas: ‘Autorretratos de pluma y espada’, de Karlik Danza; ‘Entre bobos anda el juego’, de Verbo Producciones; ‘El caballero de Olmedo’, de La Barraca; y ‘El Siglo de Oro y la diáspora sefardí’,  de Milo Ke Mandarini.

Fueron seleccionados entre los 12 proyectos presentados a la convocatoria pública de ayudas a la producción de teatro, danza y música, abierta el 30 de septiembre, con un presupuesto de 75.000 €€. Se ha valorado tanto la trayectoria de las compañías y los cuadros artísticos y técnicos de las proposiciones, como la singularidad y contemporaneidad de los proyectos escénicos, que se estrenarán en la XXXII edición del certamen.

Con esta iniciativa, el Consorcio Gran Teatro da un paso más en su política de apoyo a las artes escénicas en Extremadura, fundamentalmente castigadas por la pandemia. «Es una idea muy ilusionante porque es una forma de implicarnos en la producción de espectáculos que van a llegar al público, y también porque nos permite sostener el empleo y el tejido teatral de la región», asegura la directiva, Silvia González. De hecho, los montajes cuentan con más de veinta expertos.

‘Autorretratos de pluma y espada’ descubrirá a través del teatro, la danza y las creaciones audiovisuales a cuatro de las dramaturgas más representativas del Siglo de Oro: María de Zayas, Ana Caro, Ángela de Acevedo y Leonor de la Gruta. ‘Entre tontos anda el juego’ propondrá una visión feminista de la popular comedia de  Zorrilla. La Barraca, compañía de Jesús Custodio, llevará al territorio del flamenco y la danza de españa ‘El caballero de Olmedo’. Por último, la iniciativa ‘El Siglo de Oro y la diáspora sefardí’ enlazará ciertos autores relevantes de la época con la música en la diáspora judeoespañola.






Fuente