La película más taquillera en la narración de Japón, la oscarizada «Sen to Chihiro no kamikakushi» (El viaje de Chihiro, Spirited Away, 2001), ha inspeccionado al alza su recaudación tras novedosas proyecciones en salas del país este año.

La productora cinematográfica Toho ha actualizado la recaudación del filme desde 30.800 millones de yenes (244 millones de euros/297 millones de dólares) hasta 31.680 millones (251,5 millones de euros/305,7 millones de dólares americanos), según datos de la agencia especializada Kogyo, que mide la asistencia y la taquilla en Japón.

La nueva cifra, que trascendió en la noche del martes, tiene dentro la recaudación lograda este 2020 con la proyección entre junio y agosto en más de 370 salas niponas de la citada película de animación y otras tres proyectos del afamado Studio Ghibli con motivo del aplazamiento de incontables estrenos por la pandemia de covid-19.

La revisión de la recaudación de «El viaje de Chihiro», 19 años después de su estreno original, se genera en un instante en el que se encontraba a puntito de ser superada por otro largometraje de animación que está batiendo récords de taquilla en el país, una adaptación a la enorme pantalla del manga «Kimetsu no Yaiba» (Guardianes de la Noche).

Hasta este lunes «Kimetsu no Yaiba: Mugen Ressha-ren» (Demon Slayer: Kimetsu no Yaiba the Movie: Mugen Train), que sigue en cartelera, había recaudado 30.290 millones de yenes (240 millones de euros/292 millones de dólares estadounidenses), 59 días tras su estreno, y se esperaba que se transformara en la más taquillera la próxima semana.

La película, que Toho está distribuyendo junto a la productora Aniplex, propiedad de Sony, es una adaptación de los volúmenes siete y ocho de la serie de cómics (que cuentan con un total de 23) y se sitúa por un tiempo después de su adaptación a serie de animación, que fue emitida en el país en 2019 y cosechó un gran éxito.

Aunque no hay nada afirmado, según aclaraciones agarradas por el diario Sankei los productores de la película estarían barajando llevar a cabo una secuela desde la obra, de la autora Koyoharu Gotoge.






Fuente