Más allá de ser el sitio donde se originó la pandemia, en China sus efectos hace cierto tiempo que dejaron de ser tan graves como en Europa o en América. En el Enorme Asiático, los acontecimientos tumultuarios ya están tolerados y a pesar de que todavía se registran casos, desde el país se afirma que la pandemia está bajo control. Por esa razón no sorprende que su mercado automovilístico, el más grande de todo el mundo por volumen, se expanda desde el momento en que se reactivó tras el paso del virus.

Según estimaciones de la Asociación de Fabricantes de Automóviles de China (CAAM), se matricularon un total de 2,54 millones de automóviles en el mes de octubre, un 11% más respecto al mismo mes del año pasado. Desde que en el mes de abril registrarán una subida del 4,4% tras el paso de la primera ola del Covid-19, el mercado chino no abandonó la senda del desarrollo. Según la CAAM, las ventas de turismos y todoterrenos nacieron un 7,3%, mientras que las de vehículos comerciales e industriales hicieron lo propio un 28%. Los datos precisos serán comprobados próximamente.

IMPACTO CONTRA EL CORONAVIRUS

Tras dos años cayendo, el coronavirus irrumpió en China parando su actividad y lastrando un año que podría ser muy positivo. Durante los primeros 10 meses de 2020, se vendieron 19,66 millones de vehículos en el Enorme Asiático, un 4,8% menos con en comparación con año pasado desde una caída del 10% en las matriculaciones de turismos y todoterrenos y un incremento del 21% en las de vehículos industriales y comerciales.

La CAAM esperá enseñar las cifras extactas del mes de octubre y, por tanto, del acumulado del año, tal como las ventas de vehículos electrificados y de propulsión alternativa la próxima semana.






Fuente

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí