Fabricantes de todo el mundo van a poder testar los juguetes que fabriquen en el Laboratorio de Juguetes de Extremadura, un centro que se posiciona en Cáceres y la Junta de Extremadura desea convertir en referencia en todo el mundo. Con este fin, la dotación destinada al mismo se ha incrementado hasta los 500.000 euros para el periodo 2020/2023, una cantidad que permitirá contratar a cuatro técnicos que realizarán pruebas de resistencia (hasta la actualidad solo había uno), un responsable de calidad y un director.

Lo dijo el consejero de Sanidad y Servicios Sociales, José María Vergeles, que este lunes en rueda de prensa ha presentado el Plan de Navidad para la Infancia al lado del director científico del Observatorio de las Familias y la Niñez de Extremadura, Santiago Cambero. El titular de Sanidad ha instado a la sociedad a abrir “un proceso reflexivo” para sugerir a los pequeños unas navidades seguras y alén de la pandemia (desde el mes de marzo se han contagiado 4.069 menores), ha explicado que desde el Instituto de Consumo de Extremadura (Incoex) se van a tomar una sucesión de medidas para asesorar y ayudar a las familias a la hora de seleccionar los juguetes para los más pequeños en este año tan atípico.

Entre ellas, las sugerencias con respecto al etiquetado: conseguir siempre juguetes marcados con el sello CE, el símbolo de prohibición para los inferiores de 3 años en caso de que así sea, y que el producto se ajuste siempre a la edad el menor. De igual modo, asimismo se aumentará el número de inspecciones por parte de los técnicos del Instituto de Consumo de Extremadura (Incoex), tanto en Cáceres como en Badajoz, para evitar en tiendas y almacenes la venta de artículos que no sean seguros para los niños.

 






Fuente