Se acerca el Puente de Todos los Santos, en el que se espera una gran afluencia de visitantes a Monesterio. A los que vienen a rendir homenaje a sus difuntos, se suman los que eligen este pueblo para disfrutar de la naturaleza y la gastronomía típica del otoño. Con esta previsión, y dada la situación de Estado de Alarma Sanitaria en la que nos encontramos, El Ayuntamiento de Monesterio prestará especial atención a la vigilancia de aquellos entornos y establecimientos en los que se espera un mayor número de personas.

El alcalde de la localidad, Antonio Garrote, ha informado que durante estos días «la Policía Local y la Guardia Civil intensificarán» la labor de «control de aforo, toque de queda y cumplimiento» de todas las medidas recogidas en el actual estado de alarma ; especialmente en bares, restaurantes, casas rurales y casas de campo privadas, así como en la entrada y salida del cementerio municipal.

Casas de campo

Está especialmente destinado a controlar la capacidad de las personas en casas rurales y casas de campo. Los primeros, «tienen regulada su capacidad y sus condiciones de uso». En este último, se debe «evitar» la celebración de fiestas, comidas y reuniones que «superen el número máximo de personas» que actualmente permite la normativa. Lo mismo ocurre con los establecimientos hoteleros, «con su propia regulación de capacidad, distancia e higiene»; Y es que, según el alcalde, «que tengamos un mayor número de clientes durante estos días, no significa que se pueda romper la normativa vigente». Lo importante, ha apuntado Garrote, es que «al menos podemos mantener el nivel actual de contagios» -siete casos activos-, teniendo en cuenta «el aumento de contagios que se están produciendo en las localidades de nuestro entorno». Este nivel de contagio, supondrá, concluye el alcalde, «que también podemos mantener los niveles de negocio y empleo en nuestro municipio».

Cementerio

En cuanto a las visitas al cementerio municipal, el ayuntamiento informa del aumento de la presencia policial, con el objetivo de «hacer cumplir» la normativa específica que se ha elaborado para las visitas al cementerio. Asimismo, se indica que «si se considera que dentro del recinto hay una capacidad mayor a la permitida», se podrá «cerrar» el acceso, hasta que se «regule» el flujo de visitantes. Sin embargo, el consistorio «agradece» el cumplimiento actual de la normativa, que está permitiendo visitas «escalonadas y sin aglomeraciones». Finalmente, se recuerda que durante estos días el cementerio permanece abierto permanentemente, desde las ocho de la mañana hasta las ocho de la tarde, para «facilitar las visitas y evitar contagios».


.



Fuente

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí