Dice que las críticas, sin son constructivas, enriquecen, mas que otra cosa es la mentira, que esa «sí que duele». «Tengo muchas conversaciones pendientes», resume. David Salazar Pachón (Badajoz, 1983) es el nuevo coordinador regional y representante de Cs en Extremadura tras abandonar su cargo Cayetano Polo. Su ascenso vino acompañado de polémica. Nada más ser elegido desde La capital española, parte de su grupo parlamentario (compuesto por siete miembros) presentó una iniciativa de organigrama en la Mesa de la Reunión que lo dejaba fuera de cualquier puesto. Ese documento estaba firmado por tres miembros del congreso de los diputados, Marta Pérez Guillén, Joaquín Prieto y José María Casares; y una cuarta persona, Fernando Rodríguez Enrique, que entraba por Polo y que aún no había jurado su nuevo cometido pero que se proponía del mismo modo como presidente del conjunto. La reacción del partido fue expulsar a Rodríguez de la capacitación por retar la decisión de La capital española. Le exigieron que renunciara al escaño o bien que pasara al grupo no adscrito. Mas este se negó y la Asamblea sí lo reconoció al final como diputado de Cs aunque ya no pertenezca a estas iniciales. Además, hubo amenazas a los otros tres firmantes del documento de ser de todas formas expulsados si no «modificaban de actitud».

-¿Cuál es la situación de hoy del grupo parlamentario?
-Vamos avanzando y pienso que por último imperará el los pies en el suelo. Con la situación que tenemos del covid la gente no entiende que, no debido a que los políticos de diferentes partidos no seamos capaces de ponernos de acuerdo, sino más bien incluso en el propio conjunto. Fué una situación desagradable, mas se ve que de a poco se van logrando líneas de diálogo que al principio no teníamos.

-Su partido se encontraba convencido de que la Reunión no aceptaría a la persona expulsada como diputado de Cs.
-Es una institución y yo respeto sus elecciones. No la compartí en su instante, pienso que no debería ser de este modo. Pero son soberanos y pueden decidir, se acepta y punto. Pero vamos a continuar peleando por lo que consideramos que es justo.

-¿Se llevará la resolución de la Asamblea al Tribunal Constitucional como se anunció?
– proseguimos con esa línea sin que eso suponga que en cualquier momento del proceso seamos capaces de alcanzar un acuerdo satisfactorio para todos.

-¿Ese acuerdo pasa porque esta persona abandone el grupo parlamentario de Cs?
-No, cada uno tiene su acta y cada uno es libre. Hablo de que siempre quedará la puerta abierta a que esta persona recapacite, acepte las directivas y en un tiempo logre regresar al partido. Mi propósito es acabar la legislatura con un grupo de siete diputados.

-Pero la batalla legal prosigue, ¿no?
-Sí, sí, por supuesto.

-¿Se siente respaldado como nuevo líder en Extremadura?
-Completamente. Tanto por las bases, por los afiliados, como por el partido en todo el país.

-¿Hay futuro de Ciudadanos en esta región?
-Si no lo creyese no habría aceptado este cargo. ¿Que estamos viviendo tiempos complicados? Desde luego. soy el primero que lo reconoce. Pero ante los retos más difíciles surgen también las mejores cosas.

-Vimos a ex integrante del PP en Cs. ¿Observaremos más adelante no muy lejano a ex de Cs en el PP o bien en el PSOE?
-Debería preguntárselo a determinados ex- de Cs, no soy ex de Cs y espero no serlo. Mas sí pienso que en política se puede mudar de iniciativa; y si ellos ahora hallan sitio en otro partido y a ese partido le es rentable, porque eso también habría que verlo, ya que es su decisión.

-¿Le gusta el liderazgo de Inés Arrimadas?
-Absolutamente.

-Lo pregunto porque Albert Rivera, ex- líder de su partido, ha dicho en un reportaje con EL PERIÓDICO EXTREMADURA que Cs está pactando con Pedro Sánchez y que hay un vacío en la oposición.
-Respeto la opinión de Albert Rivera como la de algún ciudadano español, que es lo que es en este preciso momento. Además la respeto como ex- líder y principal creador de mi partido y pienso que ha sido uno de los más destacados políticos que hemos tenido en los últimos años. Pero no comparto su opinión. Hay oposición, pero sí es verdad que los conjuntos mayoritarios de la oposición no están desarrollando esa labor y la estamos haciendo nosotros con diez diputados. Lo que no tenemos la posibilidad de es, por hacer política, poner bajo riesgo la vida de la gente por un puñado de votos.

-También lo pregunto porque desde Extremadura Cs ha criticado los nuevos Capitales En general del Estado, apoyados por Arrimadas, porque no son las cuentas que «esta región requiere».
-Estamos en este momento en un proceso de enmiendas. Para poder negociar unos presupuestos tienes que poder sentarte en la mesa. Creo que falta diálogo; si directamente no te sientas a charlar, ¿qué vas a conseguir para los tuyos? Estamos haciendo un trabajo a fin de que se incorporen enormes cosas que echamos en falta, como la carretera a Localidad Real, la autovía Badajoz-Cáceres o bien más dinero para el AVE. Todo lo vamos a expedir a nuestro partido en La capital de españa y podrán sentarse en la mesa, es que existen algunos que no van a poder sentarse y lo único que han hecho fué criticar los capitales.

-¿Qué gestión ha hecho el presidente de la Junta, Guillermo Fernando Vara, de la pandemia?
-La situación era verdaderamente dificultosa. Ciertas cosas se podían haber hecho mejor y otras peor. Podríamos haber tenido algo más de transparencia y agilidad en el momento de mover los datos a los ciudadanos. Y debería haber presionado más al Gobierno central a fin de que llegaran los recursos lo antes posible. Pero también es verdad que en los decretos covid nos tendieron la mano y nos han permitido hacer aportaciones. El diálogo con mi partido fué bueno y esa debe ser la activa.

-¿Y el Gobierno central?
-Un tanto caótico, no están asumiendo toda la responsabilidad que deberían, han utilizado algunas veces su posición para llevar a cabo política, y han cometido un error muy grave porque han enfrentado a comunidades autónomas; eso nunca hay que llevar a cabo.

«Ni a mí ni a mi partido nos agradan las puertas giratorias»

-Hace unos días protagonizó una rueda de prensa con el presidente del PP, José Antonio Monago, donde anunciaban una oposición «constructiva, seria y unida». ¿Antes no la había?
-A mí me nombran hace unas cinco semanas y ahí lo que decido es charlar con todo el mundo, en orden de representación porque pienso que es lo justo. Me pongo en contacto con todos los líderes y el primero que me recibe es Guillermo Fernández Vara; el segundo es José Antonio Monago. Y lo que le traslado son dos cosas: primero que mi forma de hacer política es que, para criticar algo, tienes que aportar alguna solución diferente. Hay que criticar, hay que fiscalizar y vigilar al gobierno, mas además debes llevar a cabo las tareas en casa, y eso es aportar, eso es hacer una oposición constructiva. Y precisamente en la época en que vivimos en este momento, con el covid-19, la oposición tiene que ser un tanto más seria si cabe. Siempre debemos serlo mas creo que ahora debemos hacer algunas cesiones. Los problemas de la multitud en este momento son considerablemente más importantes que los inconvenientes que puedan diferenciarnos. Pienso que no vale todo en esta época, es imposible utilizar todo, no podemos valernos de ese oportunismo, no podemos utilizar el cabreo de ciertos sectores a nuestro favor; eso es peligroso porque se puede ofrecer la vuelta.

-¿La foto con el líder del PP se puede interpretar como el primer paso para una candidatura conjunta en las próximas selecciones?
-No. Yo llamo a José Antonio Monago y me invitan a su sede y ellos son los que marcan la rueda de prensa. Cuando yo voy a casa de alguien me adapto, soy educado y tengo la cortesía de hacer la rueda de prensa donde ellos me señalen. Como es lógico hay varias cosas que nos unen con el PP, como además hay varias cosas que nos unen con el PSOE; con los que no nos une nada en lo más mínimo es con lo que están en los extremos. Yo creo que Cs es muy importante y debe mantener su identidad; perder nuestras iniciales sería error.

-Esta semana se ha conocido que Cayetano Polo, exportavoz de Cs, será jefe de relaciones institucionales de Infinity Lithium, la empresa que desea explotar una mina de litio en Cáceres (el proyecto se presentó cuando Polo era concejal en el Municipio). ¿Qué opina?
-Ni a mí ni a mi partido nos agradan las puertas giratorias. Cayetano Polo dejó la política completamente. Salió de Ciudadanos y, por consiguiente, en este momento es libre de llevar a cabo lo que considere oportuno.

-¿Cuál es su relación con Polo?
-Hoy en día no hay relación.

-¿A qué se debió la división del conjunto municipal de Cáceres?
-A lo que ellos mismos afirmaron, que no se sentían apoyados por el emprendimiento.

-En Badajoz la realidad es otra. Además, Cs tendrá la alcaldía de la ciudad más importante de Extremadura.
-En Badajoz se hizo un equipo realmente bueno. Cuando entre Ignacio (Gragera) será el cambio verdadero. Observaremos una ciudad actualizada.

-Va a ser una alcaldía sostenida por Vox, ¿se siente cómodo?
-Esto es una cuestión que tendría que hacerle una pregunta a , pero yo creo que el trabajo se está desarrollando muy bien, todas y cada una de las concejalías están andando y no es cuestión tanto de iniciales como de trabajo.

-Mas esas iniciales responden a uno de esos extremos con los que antes decía que no los une nada en absoluto.
-O sea que alguien presta su apoyo mas siempre que las líneas programáticas no se pongan en peligro. en Badajoz lo que pusimos encima de la mesa no fueron sillones, fueron esas líneas. El programa de centro es el que tiene que continuar de guía. Siempre y cuando los demás vengan al centro, encantados, lo que no nos encontramos en concordancia es en llegar a los extremos.






Fuente

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí