La Concejalía de Turismo ha decidido recobrar una parte de la cultura y la historia de la ciudad con la elaboración de novedosas placas de porcelana con los nombres originales de 52 calles del Casco Obsoleto, que se colocarán con las actuales, con la lectura «Antes: …» , según anunció ayer el concejal Jaime Mejías.
Algunos nombres vienen de la Edad Media y se sostuvieron hasta el siglo XIX y algunas hasta principios del XX, apuntó, así como que además de recuperar cultura y también historia, pueden ser un factor interesante para los visitantes, además de colaborar en la restauración del centro histórico».
Esta idea se ha apoyado en un plano histórico de Francisco Coello (de 1855) «y a mediados del XIX empezaron a cambiar los nombres de muchas calles, aunque la generación de los 40 y de los 50 siguen reconociéndolas por sus nombres viejos», ha dicho el edil.

Las placas las ejecuta una empresa local en cerámica con esmalte blanco decorado con óxido azul cobalto a 980 grados, para que aguanten la inclemencias climatológicas; y con un diseño acorde con la estética del siglo XIX, con el fin de «llevar a cabo un guiño a los superiores y un factor de información para los jóvenes», manifestó Jaime Mejías.

Así, la plaza de España era el Campo de San Juan; Minayo el Campo de San Francisco; Francisco Pizarro era Aduana; se recuperan nombres de calles como La Sal, Cerrajería, Zapatería, mesones, o bien la Calle San Juan o bien del Indicio, o El Burro, por ejemplo. Las placas se empezarán a colocar la próxima semana y la concejalía trabaja para crear rutas que incorporen estas calles, una vez se recobren la visitas cuando la crisis sanitaria lo deje.

Turismo «bajo mínimos»

Mejías respondió a pregunta de los cronistas sobre la evolución del turismo en la ciudad, que «está bajo mínimos, como no puede ser de otra forma, como en el 99% de los sitios de España por la reducción de la movilidad». Dijo que la visitas turísticas han caído muchísimo», pese a lo que la concejalía trabaja» en el restablecimiento del patrimonio, la preparación de la alcazaba, las murallas y otros atractivos para que Badajoz sea un destino pujante en el momento en que vuelva la normalidad». Y añadió, «no solo de compras y de ocio, sino en lo monumental».

Por otro lado, apuntó que hoy se va a conocer el número de competidores en el Concurso de Tapas por el barrio, que cuenta ahora con 75 o bien 80 anotados, y empezará con la degustación en sí, pues la actuación de murgas se ha puesto.






Fuente

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí