Equipos de trabajadores de Cuidado de Rutas trabajan desde esta mañana para limpiar y despejar tres vías provinciales, en las que las lluvias de la pasada noche provocaron saltos de agua, según fuentes de la Guarda Civil de Tráfico.

El temporal de lluvia y granizo que desbordó el arroyo Valdemedé afectó a tres familias que tuvieron que ser rescatadas por los bomberos y Cruz Roja porque se quedaron aisladas en sus casas, así como provocó una riada que arrastró algún vehículo hasta que el caudal fue bajando de nivel.

Además afectó a las carreteras BA-120, que va de Ribera del Fresno a Los santos de Maimona; la BA-122, de Ribera a Hinojosa del Valle y la BA-067, que une Fuente de Cantos y Montemolín, según la Guardia Civil.

Novedades similares





Fuente

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí